Audiencia 23. 8.17. PP Francisco

Hemos escuchado la palabra de Dios en el libro del Apocalipsis, y dice así: ‘Yo hago nuevas todas las cosas’ (21,5). La esperanza cristiana se basa en la fe en Dios que siempre crea novedad en la vida del hombre, crea novedad en la historia y crea novedad en el cosmos. Nuestro Dios es el Dios que crea novedad, porque es el Dios de las sorpresas. Novedad y sorpresas.

No es cristiano caminar con la mirada baja –como hacen los cerdos: siempre van así– sin levantar los ojos al horizonte. Como si todo nuestro camino se apagara aquí, en una distancia de pocos metros de viaje; como si en nuestra vida no hubiera ninguna meta y ninguna llegada, y nosotros estuviéramos obligados a un eterno errar, sin ninguna razón de tantas nuestras fatigas. Esto no es cristiano.

Las páginas finales de la Biblia nos … Continuar leyendo

Mensaje del Prelado (15 agosto 2017)

Mensaje de Mons. Fernando Ocáriz con ocasión de la festividad de la Asunción de la Virgen María.

Opus Dei - Mensaje del Prelado (15 agosto 2017)

Como sabéis, durante estas semanas –al pasar por España, Portugal, Francia, y ahora Alemania, Holanda y Bélgica–, estoy teniendo la ocasión de encontrarme con muchas personas de la Obra, con sus familias, y con cooperadores y amigos. Compartiendo sus alegrías, sus penas y, sobre todo, el deseo de llevar el amor de Cristo a tantas personas, recuerdo aquellas palabras que a san Josemaría le salían tan de dentro del alma, en agradecimiento a Dios: «pienso en la Obra y me quedo abobao».

Seguramente a vosotros os sucederá lo mismo, aunque a veces, por las dificultades o los problemas del día a día, se pueda hacer difícil ver más allá de nuestra labor inmediata. Pido a Santa María, … Continuar leyendo

PP Francisco, Audiencia 2.8.2017

Hoy reflexionamos sobre el Bautismo como puerta de la esperanza. Estamos hablando desde hace un par de meses sobre la esperanza. Por medio de este sacramento se nos abre el camino del encuentro con Cristo, luz de nuestras vidas. La Iglesia lo representa por medio de una vela, que se enciende del cirio pascual, el cual nos recuerda la resurrección de Cristo. Esa luz es un tesoro que debemos conservar y transmitir a los demás.

Los cristianos vivimos en el mundo y no estamos exentos de oscuridades y tinieblas. Sin embargo, la gracia de Cristo recibida en el Bautismo nos hace salir de la noche y entrar en la claridad del día. La exhortación más bella que podemos hacernos unos a otros es la de recordarnos nuestro bautismo, porque por medio de él hemos nacido para Dios, siendo criaturas nuevas.

El cristiano está llamado a ser «cristóforo», significa portador de … Continuar leyendo